Ni indoeuropea ni semita

Mehmet Kusman, un vigilante que aprendió la extinta lengua cuneiforme Urartea

Mehmet Kuşman ha sido vigilante del Castillo de Çavuştepe de la provincia de Van, en el Este de Turquía, durante 40 años.

Alazul Digital | La Redacción
  1. Mehmet Kuşman ha aparecido dos veces en las noticias del New York Times
  2. Ruinas del Castillo de Çavuştepe, fortaleza inferior (foto: Marta Leonor Vidal García)
  3. Castillo de Çavuştepe, inscripciones del templo (foto: Marta Leonor Vidal García)
Publicado: 20/05/2014 - 21:04 / Actualizado: 05/02/2015 - 12:24

Mehmet Kuşman, de 74 años, es una de las 38 personas que hablan, escriben y leen lengua urartea, idioma hablado en el antiguo reino de Urartu, entre el -860 y el -590, que se escribe con caracteres cuneiformes.

Hoy ejerce de guía de forma altruista informado a los visitantes sobre esta fortificación construida por los urartios hace casi 3.000 años.

Desde hace 40 años Mehmet Kuşman trabaja en el Castillo de Çavuştepe. Varios académicos visitaron el castillo interesados por la gran cantidad de inscripciones en urartiano, las cuales tenían dificultades para entender.

Dado que había pocas visitas turísticas al castillo y Mehmet Kuşman disponía de tiempo, comenzó a recopilar inscripciones animado por el ayudante del profesor Afif Erzen de la Facultad de Literatura de la Universidad de Estambul, que no sabía descifrarlas.

Entonces, cuenta Mehmet Kuşman, "comencé a recopilar inscripciones. Combiné las letras de los nombres de reyes, reinas, castillos y dioses, parte a parte. Resultó tener 64 letras, y descifré la escritura urartea".

Cuando su especialidad fue conocida su vida cambió. El Ministerio de Cultura y Turismo de Turquía le invitó a un simposio en Ankara, y muchas universidades turcas le han pedido que dé conferencias sobre la lengua urartea.

Incluso desde Estados Unidos le han ofrecido un permiso de residencia para enseñarla en las universidades del país. Pero Mehmet Kuşman prefiere quedarse en casa con su familia; graba inscripciones en tablas de piedra y las vende "muchos cargos del gobierno las tienen", afirma Kuşman.

El idioma urarteo  o urartianoa, también conocido como vannico o Vane, es una lengua extinta de la familia Hurro-Urartea hablada en el norte de Mesopotamia en el primer milenio antes de la era corriente por el pueblo de Urartians.  Es una lengua de tipo aglutinante y ergativa que no pertenece a la familia indoeuropea ni a la de los semitas.

La familia de lenguas hurrito-urartianas son un grupo de lenguas extinguidas que comprende únicamente dos lenguas: el hurrita y el urartiano, ambas habladas en Asia Menor y el Cáucaso.

El hurrita era la lengua de los hurritas, pueblo que penetró en el norte de Mesopotamia hacia el año -2300. El urartiano fue la lengua de Urartu, antiguo reino localizado alrededor del lago Van en dónde está situado el Castillo de Çavuştepe en el que trabaja Mehmet Kuşman. (Desde 1995, muchos ciudadanos que viven cerca del lago Van -Van Gölü, en turco- aseguran que entre sus aguas habita un monstruo de unos 15 metros y ya son más de mil personas las que dicen que lo han visto).

Posteriormente la región fue habitada por los armenios, pueblo indoeuropeo. Es muy probable que algunas de las palabras de origen no indoeuropeo del hitita y del armenio sean de origen hurrito-urartiano.

Mehmet Kuşman cuenta de los urartios que daban mucha importancia a la limpieza y se afeitaban con cuchillas. No ha encontrado nada relacionado con la música y el teatro. Tenían baños y tanques sépticos. Eran politeístas y el dios más importante era guerrero, aunque no les gustaba la guerra. Usaban los símbolos de la serpiente, el escorpión y el león.

Video/s
  1. 1

Urartu Alfabesini Oluşturan İlk Kişi "Mehmet Kuşman"
+ http://youtu.be/uZDI7RHeEFc